Alberto Ajón, el profe

Alberto Ajón, el profe

Etiquetas: 
: Escritores, Librería Fayad Jamís
  • Durante la realización del espacio. Foto del autor
    Durante la realización del espacio. Foto del autor

En tiempos donde la banalización del conocimiento, derivado de un proceso de devastación continuo, está a la orden del día; donde la indigencia intelectual prima más de lo deseado entre nuestros nuevos y viejos comunicadores, creadores y locutores, responsables en toda la línea de nuestros mass media, aún se conservan criaturas y oasis culturales como los que representa Alberto Ajón León, el oriundo de Jobabo.

En reciente charla propiciada en el espacio Páginas Inéditas que realiza el periodista y promotor cultural Fernando Rodríguez Sosa, en su sede habitual de la librería Faya Jamís, Obispo esquina Aquiar, La Habana Vieja; el eterno docente Ajón remarcaba su preocupación por el bajo nivel de preparación cultural poseen los periodistas de las más recientes graduaciones, algo que además se viene reiterando en las últimos años como muestra de una pobre programa de formación profesional en este perfil y por un paupérrimo interés por la lectura manifestado en más de una ocasión y mayoritariamente por lo jóvenes de estas y otras carreras universitarias.

Esto puede deberse a un bajo nivel de exigencia en los planes docentes universitarios, a un reducido campo de acción de los programas de estudio desde los niveles previos, a la tiranía del audiovisual en detrimento de la lectura en cualquiera de sus formatos y por su puesto a la ineficiente labor de la familia y las entidades vinculadas al universo editorial nacional, a pesar de contar estos últimos con múltiples herramientas que en estos momentos no son explotadas al máximo de sus capacidades .               

En el año de su setenta cumpleaños, este activo narrador, profesor y periodista cubano, nos remueve, con nuevas inquietudes, el piso, a quienes tenemos la responsabilidad de comunicar; a quienes debemos sostener el diálogo y la propuesta inteligente a la vez que entretenida, en épocas de mayor dinamismos, que no deben llevarnos a facilismos y a la complacencia; sino que deben imponernos otros resortes a vencer, otras maneras de empoderarnos del conocimiento siempre en evolución. Por más de treinta años y aun después de haber abandonado las aulas, Alberto se ha visto envuelto en cursos de postgrado informales o planificados, para los profesionales que acceden a trabajar en Radio Reloj, encargados de transmitir con rapidez, profundidad y magnetismo informativo la realidad universal. Demande de sus alumnos y émulos docentes la visión sinérgica que hacen de nuestra labor una de las más importantes sobre la tierra y reconoce a su vez la intrascendencia de la persona como ente independiente en medio de un universo múltiple e inexplorado, donde solo el hecho de ser útil es el logro mayor al que se puede aspirar.     

Nacido en Las Tunas, 1948, graduado de Profesor de Español y Literatura, en el Instituto Superior Pedagógico Enrique José Varona, en 1981; es miembro de la Unión de Periodistas de Cuba (UPEC) y de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba (UNEAC) merecedor, entre otros reconocimientos, de la Medalla de la Alfabetización 1986, la Distinción Raúl Gómez García 1997, la Medalla Aniversario 40 de las Fuerzas Armadas Revolucionarias 1998, la Distinción Félix Elmuza 2003, el Micrófono de la Radio Cubana 2007 y el Sello Aniversario 85 de la Radio Cubana 2008.

Ajón León apuesta por el saber, por el difícil, pero agradecido arte de aprender enseñando por eso a pesar de disgustos o alguna incomprensión, se mantiene ofreciendo desde la Revista Semanal una clase interactiva de buen gusto.