Conservar para disfrutar

Conservar para disfrutar

Etiquetas: 
Músicos, patrimonio cultural, Granma
  • Coro Ismaelillo y Grupo de Teatro Callejero Andante. Fotos de la autora
    Coro Ismaelillo y Grupo de Teatro Callejero Andante. Fotos de la autora
  • Coro Ismaelillo y Grupo de Teatro Callejero Andante. Fotos de la autora
    Coro Ismaelillo y Grupo de Teatro Callejero Andante. Fotos de la autora

Porque la música es la más hermosa forma de lo bello, a la conservación y preservación  del patrimonio musical cubano y de los pueblos de Iberoamérica está dedicada la Oncena Conferencia Internacional de los pueblos y su cultura

Más de 80 investigadores del país y una representación  de México y Colombia, confluyen durante cuatro jornadas de trabajo en comisiones científicas para debatir acerca del rol de los museos como espacio de interacción entre cultura y espiritualidad y el consumo cultural en los contextos patrimoniales, la diversidad cultural de los pueblos desde los enfoques de la arqueología y la antropología; las prácticas culturales y conservación del patrimonio, entre otros tópicos.

Rosa María Rodriguez García, directora provincial de Patrimonio cultural en Granma, dio la  bienvenida  a los participantes  este sábado y señaló que la conferencia se realiza en el marco de relevantes aniversarios relacionados con la música, entre ellos el bicentenario del nacimiento del patriota y músico  bayamés Perucho Figueredo Cisneros.

El evento también está dedicado al 150 aniversario de la interpretación de  La bayamesa de Perucho, devenido Himno Nacional y de la fundación de la Banda Municipal  de Concierto de Bayamo,  el 50 aniversario de la muerte de Sindo Garay, reconocido trovador cuyos restos mortales reposan en la Ciudad Monumento.

En la jornada inaugural fueron otorgados reconocimientos por su desempeño en la preservación y difusión de la música cubana el Coro Ismaelillo, el Grupo de Teatro Callejero Andante (GTCA) y el Grupo de Teatro Guiñol de Granma, quienes amenizaron la apertura de la Conferencia.

El GTCA interpretó la Ronda  de los cuenteros, historias donde interpretan  las tonadas campesinas,  décimas y  versos que hablan de las cubanísimas aves cantoras, y otros representantes de la fauna en el archipiélago, así como la flora cubana representada por  la caña de azúcar  y alude a numerosas tradiciones campesinas.

Al rendir homenaje al Coro Ismaelillo, institución que cumple en septiembre próximo 35 años de vida artística y por donde han pasado varias generaciones de niños y  niñas, Ary Rodríguez, la directora hace más de dos décadas, expresó el agradecimiento por este momento, así como reconoció el empeño de las familias, los infantes y las instituciones en el apoyo a una labora que ella en lo personal realiza sin ánimos de lucro, por el solo placer de aportar a la cultura cubana.

La conferencia inaugural estuvo a cargo del Vicente Alejandro Ortega Cedillo de la Universidad Autónoma de México con el tema Los instrumentos musicales prehispánicos de México, una disertación acerca de la preservación de instrumentos confeccionados con recursos naturales que pueden recrear en el medio sonoro desde la lluvia al caer hasta las sinfonías más exigentes.

Luego de la gala inaugural dieron inicio a los talleres El museo como espacio de interacción entre cultura y espiritualidad y el consumo cultural en los contextos patrimoniales, que seccionó en el Centro Cultural Ventanas, y el taller La diversidad cultural de los pueblos desde los enfoques de la arqueología y la antropología en el Registro Provincial de Bienes Culturales.

La Oncena Conferencia Internacional de los Pueblos y su cultura se extiende hasta el miércoles y tiene concebido la inauguración de una exposición de reproductores mecánicos de música, perteneciente a un restaurador y coleccionista privado de Holguín, recorrido por el patrimonio funerario de Bayamo y Manzanillo, así como por áreas patrimoniales, conciertos, homenajes a destacados músicos y debates en talleres de las investigaciones presentadas por los participantes.