Los locutores a debate en preparación del IX Congreso de la UNEAC

Los locutores a debate en preparación del IX Congreso de la UNEAC

Etiquetas: 
IX Congreso UNEAC, Proceso Asambleario del IX Congreso, sala Villena
  • Rosalía Arnáez y Marialina Grau, presidentas de la Asociación y de la sección, respectivamente, dieron lectura a los informes que presentan al Congreso sobre el trabajo realizado, que dio pie a las reflexiones de los asistentes. Foto del autor
    Rosalía Arnáez y Marialina Grau, presidentas de la Asociación y de la sección, respectivamente, dieron lectura a los informes que presentan al Congreso sobre el trabajo realizado, que dio pie a las reflexiones de los asistentes. Foto del autor

Un profundo debate se generó en la asamblea previa al IX Congreso de la UNEAC en la sección de Locución de la Asociación de Cine, Radio y Televisión, que tuvo lugar en la sala Rubén Martínez Villena en la tarde del martes 19 de febrero.

Rosalía Arnáez y Marialina Grau, presidentas de la Asociación y de la sección, respectivamente, dieron lectura a los informes que presentan al Congreso sobre el trabajo realizado, que dio pie a las reflexiones de los asistentes.

Las tensiones que se dan entre la capacitación y las capacidades de empleo, a partir del hecho de que muchos han pasado los diplomados sobre locución pero pocos consiguen llegar a hacer radio o televisión; la necesidad de encontrar vías prácticas para la formación de los locutores, por la intensidad de su trabajo y el movimiento habitual que tienen entre diferentes medios; la poca estimulación salarial que reciben y la importancia de preservar la calidad del trabajo, evitando el verbalismo y las muletillas, entre otros males, cuidándose de las influencias de las televisoras externas, fueron algunas de las preocupaciones expresadas.

Se insistió en el respeto a la ética y a la profesión, a la preparación cultural general de los profesionales y a la necesidad del acceso a la información, por todas las vías posibles, para poder ofrecer un servicio de calidad en nuestros medios. Fueron identificados como elementos claves para lograrlo la interpretación, con naturalidad y credibilidad, del trabajo que se realiza pues para llegar a la razón hay que persuadir y convencer. De ahí la importancia de contar con los locutores y no menospreciar la formación que tienen, pues son capaces de dominar las técnicas que permiten transmitir los mensajes con la suficiente seguridad para involucrar emocionalmente al receptor.

Un tema que causó mucho interés fue la marginalizacion de los locutores en algunos medios y su sustitución por periodistas, actores o personalidades públicas famosas, siguiendo un patrón extranjero que en ocasiones va en detrimento del oficio. Algunos de los presentes incluso abogaron por que quienes asuman ese trabajo reciban un entrenamiento como locutores - que incluya una evaluación - pues estarán encargados de transmitir valores y mensajes relacionados no solo con el lenguaje y la voz.

Sin embargo, se concluyó que cada vez hay un mayor acercamiento entre el periodismo y otras manifestaciones artísticas con la locución, las cuales pueden coexistir y retroalimentarse mutuamente en beneficio del producto que se entrega al público. Rosalía Arnáez puntualizó que lo más importante entonces será defender la buena locución de todas aquellas personas que lo hagan: sean artistas, meteorólogos, periodistas, locutores profesionales o cualquier otro. Asimismo, no se debe renunciar a encontrar vías comunes entre todas las instituciones y organizaciones involucradas, en beneficio de la calidad y del oficio.

Miguel Barnet, presente en el debate, coincidió con que la profesión del locutor ha estado subvalorada en algunos medios e hizo hincapié en la entonación, la interpretación de la noticia y la cultura integral del locutor. Por su parte, el vicepresidente primero, Luis Morlote resaltó la reunión como una sesión de trabajo que logró profundizar en las principales preocupaciones del gremio, lo que debe ser el estilo de la sección y de la organización. Elogió a esta sección por haber realizado eventos que son paradigmáticos en el trabajo de la UNEAC, pero se requiere explotar mejor la organización para ponerla al servicio de esta profesión.

La compañera Olga González, funcionaria del Comité Central del Partido, valoró altamente la asamblea al considerar que se realizó desde el compromiso y la profesionalidad. Recalcó que los locutores tienen un vínculo muy especial con el pueblo, que les reconoce en la familiaridad de sus voces y la presencia en los medios, lo que entraña una gran responsabilidad para quienes lo realizan. "Los locutores son la voz de la Revolución", reafirmó, y se debe trabajar en defensa de la calidad, de la articulación de estrategias conjuntas frente a las carencias materiales y los obstáculos que se puedan presentar, más aún en el contexto analizado, donde se van desdibujando las fronteras entre las profesiones. 

Al finalizar el encuentro fueron elegidos como delegados al IX Congreso de la UNEAC los locutores Luis Alarcón Santana, Rosalía Arnáez, Marialina Grau e Idania Martínez Grandal. Rosalía también fue elegida como candidata al ejecutivo de la Asociación y al Consejo Nacional de la organización, junto a Marialina Grau en este último caso. A su vez, Marialina fue ratificada como presidenta de la sección, acompañada por Miguel Sierra de vicepresidente y Yumié Rodríguez de secretaria.