Piango, piango vuelve a Santa Clara

Piango, piango vuelve a Santa Clara

Etiquetas: 
Escénicos, Villa Clara, danza
  • Las presentaciones se suceden en la Casa de Cultura de Santa Clara y en el Centro Cultural El Mejunje aunque también han visitado sitios de valor histórico como el del Tren Blindado y el Complejo Escultórico Ernesto Guevara. Fotos del autor
    Las presentaciones se suceden en la Casa de Cultura de Santa Clara y en el Centro Cultural El Mejunje aunque también han visitado sitios de valor histórico como el del Tren Blindado y el Complejo Escultórico Ernesto Guevara. Fotos del autor
  • Las presentaciones se suceden en la Casa de Cultura de Santa Clara y en el Centro Cultural El Mejunje aunque también han visitado sitios de valor histórico como el del Tren Blindado y el Complejo Escultórico Ernesto Guevara. Fotos del autor
    Las presentaciones se suceden en la Casa de Cultura de Santa Clara y en el Centro Cultural El Mejunje aunque también han visitado sitios de valor histórico como el del Tren Blindado y el Complejo Escultórico Ernesto Guevara. Fotos del autor

Por segunda ocasión, el proyecto sociocultural Caminando, Piango-Piango, creado y dirigido por el artista santaclareño Andy Chamizo, Atocha, se presenta en Santa Clara, donde desarrolla un amplio programa en centros e instituciones culturales.

El objetivo de este proyecto es difundir las raíces de la cultura cubana por el mundo, sobre todo en la música y la danza, y hasta el momento se ha asentado en Francia, desde donde han llegado unas veinte personas.

“En esta ocasión tengo la oportunidad de trabajar con tres compañías artísticas de Villa Clara que son Okokán, Oché y con AwoAché una agrupación que destaca sobre todo por su trabajo con la rumba que para mí es magnífico”, dice Atocha.

El baile y la música, el conocimiento y las prácticas de ritmos tradicionales cubanos, además de pasajes de la historia y el acercamiento a la forma de vivir de los cubanos, son expectativas a satisfacer por este proyecto que cada año se ha propuesto visitar Cuba y en especial la ciudad de Santa Clara, para estrechar lazos de solidaridad entre los seres humanos y hacerlo desde la cultura.

“Comenzamos con una clase de Eleguá, otras de la cultura Yoruba y de rumba para continuar con varias demostraciones y aprendizajes de las ruedas de casino que son las más gustadas, tanto por los franceses como por los cubanos”.

Las presentaciones se suceden en la Casa de Cultura de Santa Clara y en el Centro Cultural El Mejunje aunque también han visitado sitios de valor histórico como el del Tren Blindado y el Complejo Escultórico Ernesto Guevara y en los próximos días visitarán otros centros turísticos de Pinar del Río y La Habana.